Guía para primeros usuarios présbitas

Te ofrecemos las siguientes opciones de lentes, ¡para que vuelvas a ver de 10! ⟶

 

Usar dos anteojos (uno de cerca y otro de lejos)

Utilizar dos anteojos de graduación simple, uno de lejos y otro de cerca

✓Pros: Un campo visual muy cómodo, ya que la lente es específica para la visión que necesites.
✗Contras: Distancia focal fija, lo que implica tener un anteojo por cada distancia focal y estar intercambiándolos continuamente.


Lentes bifocales

Imagen de un anteojo con graduación bifocal, para ver de lejos y de cerca

✓Pros: 2 distancias focales en un solo anteojo (lejos y cerca). Más económicos que las lentes progresivas.
✗Contras: El salto entre las dos distancias es abrupto ya que no posee distancia intermedia. Visión poco natural y cuesta adaptarse. Son antiestéticas, la variación focal se nota.


Ocupacionales

Imagen ilustrativa de las graduaciones en un lente ocupacional

✓Pros: Es un bifocal mejorado, el cambio entre las distancias focales es gradual. Ideal para quienes pasan mucho tiempo trabajando, realizando actividades de cerca a intermedia (desde 30 cm a 4 metros). Son estéticos, la variación focal no se nota.
✗Contras: No cuentan con la distancia de lejos por lo que tendrás que acompañarlos, en caso de ser necesario, con un anteojo de lejos o un multifocal.


Multifocales

Imagen ilustrativa de las graduaciones en un lente multifocal

✓Pros: Tiene todas las distancias focales en una sola lente, sirve para todos los usos. El cambio entre graduaciones es suave y progresivo. Ofrece una visión lo más natural posible. Son estéticos, la variación focal no se nota.
✗Contras: La curva de adaptación es alta. Por eso es necesario ser consistente con su uso, ya que normalmente lleva entre 1 a 2 semanas.


referencias-colores-distancias-focales

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: